AUTOR

Fernando Bacha Baz

Director técnico de NACOOP

El almidón es la mayor reserva de polisacáridos en los vegetales y es determinante para la germinación y el primer crecimiento de la planta, siendo además el principal nutriente energético utilizado en la alimentación animal, debido principalmente a su disponibilidad.

En los rumiantes se usa para mejorar la fermentación ruminal, lo que va a permitir:

Obtener un mayor aprovechamiento de las partes fibrosas de la dieta

Aumentar la síntesis y el flujo de la proteína microbiana

Las fuentes de almidón deben formularse para que sean rentables y es importante comprender las características estructurales, su degradabilidad ruminal y su digestibilidad postruminal.

Los polisacáridos amiláceos son polímeros formados por unidades de monosacáridos (desde decenas a varios miles) en los que la glucosa es la unidad, por norma general, y están compuestos por mezclas de:

Estructura de la amilosa

La amilosa se estructura en largas cadenas de unidades de glucosa conectadas por un enlace α-acetal.

Las unidades son α-D-glucosa y los enlaces conectan el C1 de una glucosa y el C4 de la siguiente. Como resultado, la amilosa forma una espiral que contiene aproximadamente un 99% de enlaces α-1,4.

Estructura de la amilopectina

Por su lado, la amilopectina forma enlaces ramificados uniendo el C1 a un C6, con 12-20 unidades de glucosa entre las ramas, un 95% de enlaces α-1-4 y un 5% de enlaces α-1-6 (Stevnebo et al., 2006), siendo el el componente más abundante de los almidones.

Los gránulos de almidón contienen regiones cristalinas y no cristalinas en capas alternas. Están formados por





REVISTA rumiNews +


Noticias sectoriales

 
 

REVISTA

rumiNews Junio 2022

ARTÍCULOS DE REVISTA



 
 







Ver otras revistas


 

Registrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revistas en versión digital y a los newsletters.



Materias Primas

logo