08 May. 2018

Nutrición y Alimentación

Nutrición y Alimentación

En busca del lactorreemplazante ideal para caprino

Escrito por: Manuel Romero Huelva

La formulación de lactoreemplazantes para pequeños rumiantes requiere del conocimiento del valor nutritivo de sus ingredientes para cubrir las necesidades del pre-rumiante.

En las explotaciones intensivas de caprino de leche, tras el nacimiento del cabrito, éste es retirado de su madre y alimentado con calostro durante las primeras 24-48 horas.

Pasado este periodo inicial, el cabrito pasa a alimentarse a base de leche artificial, siendo esencial elegir el lactorreemplazante adecuado.

¿Cuáles son los factores que determinan el lactorreemplazante utilizado?

  • Sexo
  • Características genéticas
  • Época del año
  • Precio de venta del cabrito (€//Kg)

En función de su composición, podemos distinguir varios tipos de lactorreemplazantes: 

Leches del 60

Se trata de leche formulada con un 60% de leche descremada en polvo y contribuyen a la formación del cuajo en el estómago del chivito cuya digestión es lenta.

Leches del 0

Este tipo de lactorreemplazante no incluye leche en su composición, sino que suele estar formado por lactosueros, además de otras materias primas que permitan que se alcancen los niveles necesarios de Proteína Bruta (PB).

A diferencia de las leches del 60, este tipo de producto no contribuye a la formación del cuajo y su digestión se concentra en los tramos finales del aparato digestivo, siendo necesario un mayor consumo para lograr el mismo rendimiento que con las leches del 60. 

Leches intermedias

Se trata de un término medio entre las Leches del 60 y las Leches del 0.

¿Cuáles son los principales ingredientes de las leches maternizadas? 

PROTEÍNAS

La capacidad de los rumiantes para digerir proteínas no lácteas durante las primeras semanas es reducida, por lo que es esencial que los ingredientes tengan una buena digestibilidad y una perfil en aminoácidos adecuado.

  • Proteínas de origen lácteo: leche descremada, leche mazada, lactosuero y suero delactosado.
  • Proteínas de origen vegetal: trigo hidrolizado, concentrado de proteína de soja, harina de soja y concentrado de proteína de guisante.

CARBOHIDRATOS

La lactosa tiene una buena digestibilidad en el caso de rumiantes jóvenes, al producirse glucosa y galactosa de fácil absorción. Por otro lado, existen otros carbohidratos, como los almidones y la sacarosa, de difícil digestión en rumiantes mayores de 30 de vida.

  • Carbohidratos de origen lácteo: leche descremada en polvo, lactosuero y permeato de suero.
  • Carbohidratos de origen vegetal: almidón de trigo, almidón de arroz, almidón de maíz y almidón de patata.

GRASAS

La digestibilidad de las grasas está determinada por las características de los ácidos grasos (longitud, grado de insaturación y tamaño del glóbulo graso).

  • Mejor digestibilidad: aceite de palma, coco, soja y colza
  • Peor digestibilidad: aceite de pescado, sebo y manteca

Otros ingredientes

El lactorreemplazante debe cubrir las necesidades de los cabritos en cuanto a vitaminas y minerales, siendo especialmente importante la vitamina E.

Algunos de los ingredientes adicionales que se pueden encontrar también en los lactorreemplazantes son:

  • Aceites esenciales
  • Acidificantes
  • Protectores de la pared intestinal
  • Potenciadores de la inmunidad

Independientemente del producto elegido, es imprescindible poder garantizar que sea seguro y que se adapte de las características de la explotación, buscando que estimule un rápido arranque del consumo de pienso, que favorezca el crecimiento de los animales y que contribuya a evitar la aparición de patologías. 

Leer artículo completo en la página web de nutriNews: Cómo seleccionar un lacto-reemplazante en una explotación de caprino – Ingredientes y etiquetado

Dejar comentario