29 Ago 2022

La España rural hacia los Óscar

La España rural protagoniza la carrera por los Óscar

La dureza del trabajo en el campo en una España rural que pierde población, pero que, sin embargo, también es capaz de acoger a «urbanitas» y extranjeros, es el escenario poliédrico con el denominador común de la ruralidad con el que España quiere ganar una estatuilla en los Óscar.

La carrera ha comenzado y aunque todas las incógnitas están por despejar lo que a día de hoy queda claro es que Hollywood volverá a conocer una de las caras de la España rural, el escenario de las tres cintas seleccionadas:

Alcarràs

As Bestas

Cinco lobitos

Si hay una cinta que ha puesto de relieve el problema coyuntural y estructural que vive el campo español es «Alcarràs», la particular mirada de la catalana Carla Simón a la difícil supervivencia del cultivo de la fruta de hueso frente a amenazas «verdes» como la proliferación de placas solares.

Ganadora del Oso de Oro en la Berlinale en 2022, la historia de la familia Solé a la que dan vida vecinos reales de la comarca ilerdense del Segriá, es una película coral que ha llevado esta realidad a miles de pantallas, con un importante éxito de taquilla, y a las plataformas digitales.

La cineasta Carla Simón (3d) posa junto al presidente de la Generalitat, Pere Aragonès (3i), y el Ministro de Cultura y Deportes, Miquel Iceta (2d), durante el preestreno mundial de su última película, «Alcarràs», premiada con el Oso de Oro de la última Berlinale, este martes en Lleida. EFE/Ramón Gabriel

Millones de personas han recordado así que hay familias tan enraizadas en la tierra como los propios árboles, que no hace tanto, las transmisiones de propiedades se hacían «de palabra», que los precios en el campo distan mucho de los que se anotan en los lineales de los supermercados y que el agua es esencial en toda esta historia.

 

«As Bestas», otra de preseleccionadas en la carrera por los Óscar, llegará a las pantallas en noviembre y en esta cinta el director Rodrigo Sorogoyen se recrea en escenarios naturales del interior rural gallego y el Bierzo.

Durante el rodaje, se prestó especial atención a mostrar el final del verano con lugares acogedores, perfectos para el retiro, llenos de zonas verdes y bosques frondosos.

También una parte se grabó en invierno para mostrar cómo un paraje apabullante puede volverse oscuro, frío y, en ocasiones, hostil.

Sorogoyen ya anticipo que uno de los aspectos que más resaltaba del rodaje era la inmersión en el entorno.

Unos escenarios que se ponen al servicio de este «thriller» ambientado en una zona rural donde la violencia y el miedo sobrevuelan esta historia cuyos protagonistas son Antoine y Olga, una pareja francesa que se instaló hace tiempo en una aldea del interior de Galicia donde llevan una vida tranquila aunque su convivencia con los lugareños no es tan idílica como desearían.

 

Fotografía de archivo del pasado 27 de mayo que muestra al director Rodrigo Sorogoyen (c) junto con los actores de izquierda a derecha: Denis Menochet, Marie Colomb, Marina Foïs y Diego Anido durante la presentación de ‘As Bestas’ en el Festival de Cannes.

Y también en un pueblo, pero en este caso en la zona costera del País Vasco, acaba el recorrido de las películas preseleccionadas para representar a España; en él se desarrolla la película «Cinco lobitos» de Alauda Ruiz de Azúa, que trata sobre la maternidad y la familia.

Cansados y exhaustos de la ciudad con la llegada de un nuevo hijo, la pareja decide que la madre se instale en este pueblo costero en el que viven sus padres para asimilar los cambios que conlleva la paternidad, mientras el padre del bebé prosigue con su vida laboral.

Más allá de cómo afrontar la crianza de un bebé, la película deja entrever el estrés y la falta de tiempo que conlleva la vida en la ciudad en contraposición con la tranquilidad, el sosiego y la cercanía con los vecinos que ofrece la vida en pueblos y municipios más pequeños.

Fotografía de archivo del pasado 20 de marzo que muestra a la directora de cine Alauda Ruiz de Azúa (c) junto a los actores (de izq a der) Ramón Barea, Laia Costa, Susi Sánchez y Mikel Bustamante durante la presentación del largometraje «Cinco lobitos», en la XXV edición del Festival de Cine de Málaga.

Unas cualidades que se han revalorizado tras la pandemia de la covid y que han hecho que muchos pueblos estén experimentando la llegada de nuevos habitantes que dejan la ciudad para, como en ‘Cinco lobitos’, criar a sus hijos o teletrabajar desde el entorno rural.

Habrá que esperar solo hasta el 13 de septiembre para saber cuál de estas tres películas será designada para iniciar el recorrido hacia el Óscar a la mejor película internacional del 2023.

 





REVISTA rumiNews +


Noticias sectoriales

 
 

REVISTA

 
 







Ver otras revistas


 

Registrate a nuestro newsletter

Obtenga acceso completo a todas las revistas en versión digital y a los newsletters.



Materias Primas

logo