ESPECIAL Covid-19 y Desinfección
Bioseguridad.net desinfectantes frente a COVID-19>>  Ver productos

10 Mar. 2020

Patología

Patología

Situación de la agalaxia contagiosa en Castilla y León

Castilla y León cumple dos años del inicio del programa sanitario para la lucha y erradicación de la agalaxia contagiosa en la comunidad

La agalaxia contagiosa es una enfermedad de declaración obligatoria que provoca grandes pérdidas económicas a los ganaderos de ovino y caprino de aptitud láctea.

Ya han pasado dos años desde el inicio del programa sanitario de control y lucha contra esta enfermedad en Castilla y León, y el balance es que un 70% de las explotaciones adheridas han dado negativo a todas las pruebas.

No se ha detectado la presencia de micoplasmas en leche, ni en animales portadores.

Desde la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla y León, se constata que algunas de algunas de las incorporaciones todavía se encuentran las primeras fases de muestreo, considerando los datos como muy positivos, «teniendo en cuenta la difusión de la infección en todo el territorio nacional que sugieren algunos estudios regionales realizados hasta la fecha», según recoge el Diario de Valladolid.

Actualmente, están adheridas al programa sanitario de la agalaxia contagiosa 100 explotaciones ganaderas, que concentran 179.703 animales, lo que supone una media de 903 animales por explotación.

Estos datos aportan una idea de la profesionalización y dimensiones de las explotaciones que se han incorporado al programa, mayoritariamente de aptitud láctea, dónde más trascendencia tiene esta enfermedad.

Las pruebas que se están llevando a cabo en las ganaderías consisten en pruebas serológicas semestrales a animales mayores de 4 años en aquellas granjas que no tengan implantando un programa vacunal frente a la agalaxia contagiosa.

Además, en todas las explotaciones, tanto las que vacunan como las que no, se lleva a cabo una toma de muestras del tanque de leche cada 2 meses. Adicionalmente, se realiza un muestreo mediante hisopos a los sementales presentes en la explotación con la finalidad de detectar posibles portadores en el rebaño.

Cabe recordar que la cobertura vacunal de los rebaños incorporados se cifró en un 61%, y un 39% no aplicaban ninguna vacuna contra esta enfermedad.

Sobre el total de los rebaños, un 15% tenían al menos algún animal mayor de 4 años serológicamente positivo. En el tanque de leche, el porcentaje de explotaciones con al menos un tanque positivo fue del 16,5%. Sólo en un 4% de las ganaderías investigadas se detectó algún portador dentro de los sementales analizados.

 

Fuente: oviespaña.com



Dejar comentario

Síganos en Linkedin

Infórmese de todas las novedades técnicas de los rumiantes.